La Guardia Civil detiene a dos personas en Lucena por la sustracción de más de una tonelada y media de aceituna en una finca de Iznájar

La Guardia Civil dentro del marco de los servicios establecidos en aplicación del plan contra los robos y hurtos que la Guardia Civil viene llevando a efecto durante la presente campaña de aceituna en la provincia, en complemento del Plan contra las sustracciones en explotaciones agrícolas y ganaderas, ha detenido en Lucena, a dos personas de nacionalidad rumana, como supuestos autores de un delito de hurto de aceituna, cometido en una finca del término municipal de Iznájar.

Como resultado de este operativo la Guardia Civil, además de la detención de estas dos personas (2) personas, ha logrado recuperar más de una tonelada y media (1,5) toneladas de aceituna, recolectada por los ahora detenidos de forma ilegítima.

Las investigaciones se iniciaron tras observar una patrulla de la Guardia Civil de Cabra, la tarde del pasado día 24 de marzo, un vehículo, marca ISUZU, conducido por una persona, que les resultó sospechoso, tras registrar el vehículo se localizó en su interior 670 kilogramos de aceituna, que el ocupante no pudo acreditar su legítima propiedad, por lo que le fue intervenido, procediéndose a la instrucción de las pertinentes diligencias.

Asimismo, sobre las 08:30 horas, del pasado día 27 de marzo, uno de los Equipos ROCA observó el mismo vehículo, ocupado por el sospechoso y otra persona, en uno de los accesos a Lucena, tras el registro del vehículo se localizó en su interior otros 874 kilogramos de aceituna, que los dos ocupantes tampoco pudieron acreditar sus legítima propiedad, por lo que fue intervenida.

El desarrollo de la investigación realizada para averiguar la procedencia de la aceituna intervenida, permitió obtener indicios de que la misma había sido sustraída en una finca del término municipal de Iznájar, donde tras acceder al interior del olivar habían recogido del suelo unos 100 olivos y vareado otros 15, sin la preceptiva autorización del propietario.

Las investigaciones realizadas y los indicios obtenidos, han permitido a los investigadores de la Guardia Civil, proceder a la detención de estas dos personas, de nacionalidad rumana, como supuestos autores un delito de hurto de aceituna.

La Comandancia de la Guardia Civil reitera la importancia de que todos los hurtos o daños que se registren en los olivares sean inmediatamente puestos en conocimiento de la Guardia Civil para que se puedan adoptar las medidas y dispositivos policiales pertinentes, Asimismo, la Guardia Civil recuerda que cualquier persona o vehículo extraño que sea visto merodeando por los olivares sea comunicado al 062 para que puedan identificarse a sus ocupantes y cruzar los datos con otros hechos delictivos anteriores.

Menú